Monthly Archives: agosto 2013

El Cabrero y la Cabra

Un muchacho cabrero que reunía su rebaño para llevarlo al aprisco, advirtió que una cabra se entretenía comiendo, en un pradillo, la hierba tierna. Impaciente el pastorcillo, por regresar a tiempo, cogió una piedra y la arrojó a los cuernos del animal, uno de los cuales quedó partido en el acto. Asustado el cabrero por

El Viejo y el Asno

Un viejo y su hijo llevaban al mercado un asno para venderlo. Iban a pie para no fatigar al animal, pues pensaban que, al llegar descansado, se recomendaría solo en las ventas de la feria. A poco se encontraron con unas mujeres, quienes comentaban la torpeza de caminar a pie teniendo tan buena cabalgadura. El

El Capitán Martincho

Un día, un general se encontró con el capitán Martincho que siempre estaba borracho y lo cogió del brazo. Aunque borracho, el capitán solía ser muy buena persona. De hecho el general dijo:   – Eres un buen hombre y te aprecio, y todos te aman; sin embargo estás desperdiciando tu vida y tus condiciones. 

Simple Share Buttons